ARTESANÍA BEBIBLE

El renombrado artista mexicano Gabriel Orozco imprime su sello creativo en la botella de tequila Casa Dragones.

POR: ENRIQUE ROSALES

 

Tequila Casa Dragones celebró al artista Gabriel Orozco a través de su botella, al crear una edición limitada en la que

aparece grabada su emblemática obra Black Kites, creando así una pieza digna de colección.

Este proyecto surgió gracias al deseo del artista por crear un regalo único, exclusivo y con el toque inherente de México.

La botella de Tequila Casa Dragones está elaborada con cristal libre de plomo, es grabada manualmente con el arte de pepita y, además, en 2010 fue distinguida con el premio Grand Prix Stratégies du Luxe en la categoría de Diseño de Producto, siendo el primer tequila, y la primera marca mexicana, en recibir este prestigioso reconocimiento entre las marcas de lujo internacionales.

Sobre la obra que adorna a la botella, fue presentada por vez primera en 1997, y se trata de un cráneo humano cubierto en un intrincado tablero de ajedrez, que fue concebido por Orozco para representar los dos lados de la vida que están en constante conflicto: la racionalidad, representada por la cuadrícula y la incertidumbre, plasmada con el cráneo.

Se realizaron únicamente 400 piezas con la distintiva atención a los detalles que caracteriza a la pequeña casa tequilera, las cuales serán numeradas, fechadas a mano en la etiqueta y contarán con la firma de Orozco.

Be first to comment