EL DILEMA DE LA LENCERÍA

¿CÓMO ELEGIR EL BRASSIERE CORRECTO?

Por: Christin Parcerisa

A diferencia de lo que mucha gente cree, no hay un brassiere que le quede a todas, y no, el 34-B no es la talla universal. Para elegir un bra que realmente sea cómodo, eficiente y lucidor hay que ver más allá del tamaño de la copa y de la talla de la espalda. Es importante tomar en cuenta el tipo de busto que se tiene. La forma es tan, o más importante a veces, que las medidas.

Un buen bra te dará el levantamiento que necesitas, mantendrá el busto con el soporte correcto y te brindará la confianza de poder usar cualquier tipo de ropa sin temor a que luzca mal, porque un buen atuendo comienza desde el interior. Precisamente por ello, hay distintos tipos de brassieres, y debes ir eligiendo el adecuado conforme pasa el tiempo, ya que la forma del busto no es la misma en tus años de adolescencia, que después de haber tenido un bebé.

El primer paso es medirte, en la mayoría de las tiendas de lencería las demostradoras cargan con una cinta métrica, con la cual medirán la circunferencia para determinar la talla exacta.

Bralette.

Este estilo que ha puesto muy de moda es recomendable para copas pequeñas, como la A o incluso una B pequeña, ya que no se necesita de mucho soporte. Éstos vienen sin varilla y lo que hace el efecto de levantar es el material, como la microfibra, o el encaje con stretch. Los que son tipo halter o cruzados por la espalda brindan aún más soporte.

Varillas.

Estas son las mejores amigas de las mujeres con copas grandes, ya que evitan que el busto se mueva sin control y que se caiga. Si la copa es muy grande, el peso puede ser un tema, para ello es mejor optar por tirantes más gruesos.

Con soporte.

Las copas que son más rígidas son excelentes aliadas para dar forma al busto, sobre todo cuando ha sufrido los percances de la gravedad. No es necesariamente un push – up con relleno, sino un tipo de copa profunda y con forma.

Con copas gruesas.

Este tipo de bra que desde que lo ves parece que ya no necesita rellenarse es el ideal cuando se tiene un busto más grande que el otro. Cuando hay dos tipos de copa en una misma persona hay que elegir que le quede cómoda a la más grande y la copa pre formada hará el truco del otro lado. También es muy útil si tienes una forma cónica, más que redonda.

Push-up.

Ideales para tallas pequeñas, ya que crean el efecto de un cuerpo más curvilíneo. No son muy recomendables para tallas grandes porque se puede ver exagerado.

Escotados.

Los que tienen media copa son muy efectivos cuando el busto está muy separado un uno apunta a la derecha y otro a la izquierda. Los juntará para que disminuir la distancia y se perfilen al centro. No obstante, si se tiene una copa muy grande puede ser desfavorecedor.

Be first to comment